,,,,,iiiiiiiiii
Atrás

¿Qué tipos de mascarillas hay? ¿Puedo reutilizarlas? ¿Hay para niños?

Hay tres tipos diferentes: higiénicas, quirúrgicas y de alta eficacia. El BOE acaba de publicar una orden para limitar los precios a los que se venden

De izquierda a derecha, mascarilla higiénica, quirúrgica, FFP1, FFP2 y FFP3. Álvaro García/Andrea Comas
De izquierda a derecha, mascarilla higiénica, quirúrgica, FFP1, FFP2 y FFP3. Álvaro García/Andrea Comas

“No tenemos geles ni mascarillas”. Hasta hace unos días en la mayoría de farmacias colgaban carteles con este mensaje. Empieza a haber, pero a precios que cuadruplican los habituales. Si antes una mascarilla quirúrgica costaba 60 céntimos, ahora es probable que haya que desembolsar por ella 2,5 euros. Eso ocurre con el modelo sencillo; por las mascarillas de alta eficacia, las que filtran las partículas, se han llegado a pagar 15 euros. El Boletín Oficial del Estado acaba de publicar una orden para limitar los precios de determinados productos de protección, como mascarillas, guantes o geles hidroalcohólicos. La orden faculta a la Comisión Interministerial de Precios de los Medicamentos a hacerlo en 48 horas.

“El mercado poco a poco se está regulando”, aseguran en la Federación de Distribuidores Farmacéuticos. “Las empresas de distribución están empezando a recibir pedidos que habían realizado y en las próximas semanas llegarán más partidas para poder ponerlas a disposición de las farmacias”. Eso sí, todavía son insuficientes, confirma el sector que surte a las boticas de este material, “debido a la gran demanda”.

Mientras tanto, es bueno saber de qué opciones disponen las farmacias. ¿Qué tipos de mascarillas hay? ¿Son reutilizables? ¿Se encuentran para niños?

Tipos de mascarillas

Se podrían resumir en tres: mascarillas higiénicas, quirúrgicas y de alta eficacia. Las quirúrgicas están pensadas para mantener la asepsia, es decir, para retener las gotículas de saliva que contienen el virus si una persona está infectada.

Las mascarillas autofiltrantes (las de alta eficacia) se dividen en tres categorías: FFP1, FFP2 y FFP3, en función de su capacidad de filtración. Las FFP2 (con un 92% de eficacia de filtración mínima) se emplean en centros sanitarios para lo que se conoce como aislamiento aéreo: las usa el personal que está en contacto con pacientes contagiados, al entrar en su habitación o cuando es trasladado. Las FFP3 (98% de eficacia de filtración mínima) se usan en tareas con riesgo de exposición a aerosoles. Un ejemplo son determinados procedimientos que se realizan en las UCI, como las extubaciones. Estas mascarillas están reguladas por la norma europea EN 149.

Un empleado muestra distintos tipos de mascarillas en una farmacia en Madrid.
Un empleado muestra distintos tipos de mascarillas en una farmacia en Madrid.ANDREA COMAS

Estos días se ven muchas mascarillas, tanto en las farmacias como en centros sanitarios, marcadas como N95. Esta es la denominación del estándar estadounidense, que no se corresponde exactamente con la normativa europea. Según su capacidad de filtrado (95%), las N95 están entre las FFP2 y las FFP3 europeas.

Finalmente, las mascarillas higiénicas o de barrera son una nueva categoría que el Gobierno autorizó hace unos días para poder abastecer a los trabajadores de sectores no esenciales que volvieron a trabajar al relajarse las medidas de confinamiento el 13 de abril. La Asociación Española de Normalización publicó la especificación UNE 0064, que establece en sus dos partes los requisitos mínimos que deben cumplir estas protecciones en cuanto a los materiales que se utilizan para su elaboración, confección, marcado y uso.

¿Protegen más las que tienen válvula?

Las mascarillas con filtro pueden tener o no válvula de exhalación, que lo que hace es reducir la humedad dentro de la mascarilla. Quien las lleva está más cómodo usándolas, porque dan sensación de menor resistencia al respirar. La capacidad de filtrado es la misma.

¿Son reutilizables?

Gemma del Caño, farmacéutica y experta en seguridad alimentaria recuerda que “ni las quirúrgicas ni las que llevan filtro son reutilizables. Son de un solo uso”. Las primeras deberían usarse unas cuatro horas. Las segundas, alrededor de ocho.

Cómo reutilizar las higiénicas

Ante la evidencia de la falta de suficientes mascarillas, el Ministerio de Sanidad publicó hace unos días una guía para limpiar y desinfectar mascarillas higiénicas reutilizables como las que ha estado distribuyendo en medios de transporte desde que se recuperó la actividad laboral en algunos sectores no esenciales. Según el Gobierno se han repartido 10 millones de estas mascarillas, que no son obligatorias pero sí aconsejables en lugares con aglomeración de personas, como los medios de transporte, y en los puestos de trabajo que no permitan mantener la distancia de seguridad.

Solo para este tipo de mascarillas la guía de Sanidad recomienda dos métodos. El primero es el lavado y desinfección con detergente normal y agua a temperatura entre 60 y 90 grados, en un ciclo normal de lavadora. El segundo consiste en sumergir las mascarillas en una dilución de lejía 1:50 (una parte de lejía por 50 de agua) con agua tibia durante 30 minutos. Después se recomienda igualmente lavar con agua y jabón y aclarar bien para eliminar cualquier resto de lejía y dejar secar.

¿Sirven las caseras?

Ante la falta de mascarillas, las caseras, hechas por ejemplo a partir de una camiseta vieja de algodón, pueden servir “como una alternativa más”, asegura Del Caño. “Pueden evitar que contagiemos a los demás, pero en ningún caso son útiles para evitar que otros nos contagien”, advierte. Es importante no olvidar que las mascarillas son solo”una medida más” y que llevarlas puede dar falsa sensación de seguridad. Hay que cumplir siempre el resto de precauciones: higiene de manos, distancia de seguridad y evitar tocarnos la cara cuando salimos.

¿Hay mascarillas para niños?

La especificación UNE 0064 también define cómo deben ser las mascarillas higiénicas destinadas a niños de edades comprendidas entre 3 años y 12 años, sin síntomas y que no sean susceptibles de utilizar mascarillas quirúrgicas ni máscaras filtrantes de protección contra partículas. Pero Sanidad aún no ha publicado una recomendación oficial en su página web respecto a cómo y cuándo deben usarse en menores. Fernando Simón ha asegurado en su comparecencia que “ahora mismo son una recomendación”, al igual que otras como la higiene de manos o el distanciamiento social.

“No veo claro el uso en niños pequeños”, asegura Rafael M. Ortí, presidente de la Sociedad Española de Medicina Preventiva, Salud Pública e Higiene (SEMPSPH). “Las tocas, se las quitan”, añade. En su opinión, sería mejor que los padres garantizaran la distancia social.

En las farmacias por ahora es muy difícil encontrar mascarillas para niños (se fabrican de tamaño pequeño para enfermos con asma o inmunodeprimidos, pero en pequeñas cantidades) aunque hay empresas que empiezan a venderlas por internet.

Información sobre el coronavirus

– Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

 Así evoluciona la curva del coronavirus en España y en cada autonomía

– Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

 Guía de actuación ante la enfermedad

– En caso de tener síntomas, estos son los teléfonos que se han habilitado en cada comunidad

– Pinche aquí para suscribirse a la newsletter diaria sobre la pandemia

Atrás

Sánchez pide a los presidentes autonómicos reforzar la atención primaria en la desescalada progresiva por territorios

Varios líderes territoriales proponen que se pueda hacer deporte al aire libre en las próximas semanas

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, conversa con el ministro de Sanidad, Salvador Illa, durante la videoconferencia de presidentes autonómicos tras haber anunciado una nueva prórroga del estado de alarma. En vídeo, declaraciones de Illa este domingo. EFE | EP

Pedro Sánchez ha instado este domingo a los presidentes autonómicos a “reforzar” la red sanitaria de atención primaria, que desempeñará un papel crucial en la desescalada de las medidas de confinamiento por el coronavirus. “Desde el punto de vista del Gobierno de España será uno de los elementos fundamentales para definir y decidir qué desescalada se hace en cada uno de los territorios”, ha observado el presidente en la sexta conferencia telemática que ha mantenido con los líderes territoriales desde la entrada en vigor del estado de alarma el 14 de marzo. El Comité Científico ha transmitido a Sánchez la necesidad de reforzar el diagnóstico, el seguimiento, y la vigilancia de todos los casos, también de los leves, en los centros de salud.

El presidente ha detallado los cuatro objetivos en la lucha contra la covid-19. Primero, asegurar la detección precoz y la capacidad diagnóstica para los casos detectados en atención primaria. Segundo, asegurar el aislamiento de estas personas infectadas. Tercero, garantizar que los sistemas de información permiten una monitorización estrecha de estos pacientes. Y finalmente, garantizar la localización y seguimiento de los contactos de los contagiados.“Vamos a tener que incorporar al cuadro de mandos para saber evaluar las desescaladas que podamos ir realizando en los territorios la detección precoz de los casos que podamos tener en cada una de las localidades”, ha explicado Sánchez en la reunión con sus homólogos autonómicos.

El jefe del Ejecutivo ha detallado que ese proceso no va a estar tanto en función del número de contagiados, sino sobre todo en las capacidades sanitarias o la provisión de material de protección a los ciudadanos. “Vamos a necesitar tiempo, semanas, en una lenta marcha hacia la desescalada”, ha llamado a la prudencia. El presidente ha recordado que hay comunidades que no facilitan al Ministerio de Sanidad todos los datos sobre la epidemia en sus territorios y ha insistido en que no se puede bajar la guardia: “Una segunda oleada sería muy difícil para personal sanitario”.

Pedro Sánchez se ha comprometido a mantener las entregas a cuenta previstas pese a que la economía empeora. El Gobierno aportará este año, incluyendo todos los conceptos, 115.887,2 millones, según fuentes presentes en la cumbre. Estas cantidades proceden de la aplicación de la ley de financiación autonómica, calculadas con una previsión de ingresos que ha quedado desfasada por el golpe económico de la pandemia. Si el Gobierno actualizara el sistema de financiación con las nuevas previsiones económicas las cantidades que les corresponderían a las autonomías serían 14.000 millones menos.

En las cuatro horas de reunión no se ha detallado el plan de salidas a la calle de los menores de 12 años. El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha indicado que las medidas se concretarán en el Consejo de Ministros del martes. En su comparecencia del sábado en La Moncloa, Sánchez avanzó, con todas las cautelas, que a partir del 27 de abril podrán “disfrutar de un rato al día del aire libre”. Los presidentes autonómicos nacionalistas y del PP fueron muy críticos en la cumbre del domingo anterior, en la que acusaron al Gobierno de actuar unilateralmente y de enterarse por los medios de los siguientes pasos en la gestión de la crisis.

Sánchez ha animado a los presidentes a llegar a un acuerdo educativo sobre el final del curso en todas las comunidades autónomas. Madrid, Andalucía, Castilla y León y País Vasco se han desmarcado: las comunidades del PP no aceptan que alumnos con suspensos puedan pasar de curso u obtener un título mientras Euskadi quiere elaborar su propio plan; Murcia dice que acatará lo que aprueba el ministerio. El presidente ha incidido en que cada alumno sea considerado y evaluado como un caso propio. “Adoptar una medida común es razonable y no supone la más mínima merma de las competencias propias que tenéis”, les ha dicho, según distintas fuentes consultadas.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, se ha mostrado a favor de una evaluación más flexible pero ha rechazado el aprobado general porque sería “dar por perdida a una generación de alumnos”. La dirigente del PP entiende que las medidas de desconfinamiento “no pueden ser las mismas” en Madrid, epicentro de la epidemia, que en otras zonas de España. Sobre la renta mínima, Ayuso ha insistido en que tiene que ser una palanca para el empleo y no para “cronificar” el desempleo.

Como en otras reuniones, el president de Cataluña, Quim Torra, ha insistido en recuperar las competencias autonómicas durante el plan de desconfinamiento. “Estamos en alerta máxima, no nos relajemos”, ha apuntado en una intervención en la que ha resaltado la importancia de “hacer más test” y aplazar el pago de impuestos como el IRPF o el de Sociedades. A diferencia del Gobierno, que permitirá salir, con condiciones, a los menores de 12 años a partir del 27 de abril, la Generalitat quiere ampliar hasta los 18 años la edad para que los más jóvenes tengan permiso para salir de sus hogares.

Deporte al aire libre

Iñigo Urkullu también ha hecho hincapié en el autogobierno y ha propuesto a partir del 27 de abril la apertura limitada de comercios y negocios y poder hacer deporte en solitario además de que los niños puedan salir a la calle. El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, también ha pedido que las embarazadas puedan salir a pasear. Para defender la desescalada por zonas ha puesto como ejemplo que la mitad de los Ayuntamientos de su comunidad no tienen ningún infectado. El presidente de Asturias, el socialista Adrián Barbón, cree que el “pilotaje” de la desescalada debería ser por territorios y ha solicitado que se controle los precios del material sanitario. “Ahora que vamos a empezar con la fabricación masiva de mascarillas controlaré su precio”, se ha comprometido Sánchez.

Alberto Núñez Feijóo ha compartido que la próxima fase de relajación del estado de alarma debería ser “flexible y dinámica” y no homogénea. “La desescalada es lo más difícil, debemos buscar fórmulas, no debemos improvisar. Hay que hacerla con antelación”, ha advertido el presidente de Galicia. Feijóo ha coincidido con Sánchez en que los centros de salud deben tener un rol determinante en la detección de contagios y ha planteado rebajar el IVA de productos sanitarios como las mascarillas.

Feijóo ha restado importancia a los 14.000 millones de euros de liquidez al no revisarse el sistema de financiación. “No hay nada nuevo (….) no más presupuesto”, ha zanjado. Feijóo asegura que el único presupuesto adicional anunciado por el Gobierno central son 625 millones para todas las comunidades y que de esa partida Galicia no ha recibido todavía “ni un euro”. “Lo que hay es una confiscación de dinero de la comunidad autónoma”, ha abundado, informa Sonia Vizoso.

“Defunción” turística

Otro barón del PP, Juan Manuel Moreno, partidario de un desconfinamiento progresivo desde las zonas de menor incidencia y, ha alertado del riesgo de “defunción” económica si no se reactiva el turismo lo antes posible. “Hay que quitar el miedo a la gente y recuperar la economía paulatinamente”, ha intervenido el socialista Ángel Víctor Torres, presidente de Canarias, que no ha ocultado su preocupación por el sector turístico.

El presidente de Aragón, Javier Lambán, ha propuesto precisamente un plan de rescate público del sector turístico dada su importancia en el PIB y “plantar cara” a las agencias de reservas internacionales, que, dijo están “abusando y aprovechando su situación de dominio en el mercado, para trasladar unas comisiones desproporcionadas, que ahogan y aumentan los costes estructurales, hasta unos limites insoportables”.

Fernando López Miras, defensor de la desescalada por territorios y de bajar el IVA del material sanitario, ha recalcado que se deben buscar medidas de conciliación si los colegios no tienen actividad durante el desconfinamiento. El presidente de Murcia ha solicitado que se flexibilice el objetivo de estabilidad presupuestaria y que los ayuntamientos pueden tirar de sus superávit. La presidenta de La Rioja, Concha Andreu, ha explicado que han empezado la desescalada en los hospitales y se está reforzando con test los centros de mayores.

Ximo Puig ha instado a “abandonar el partidismo” y ser capaces de hacer “una mirada de país en beneficio de los ciudadanos”. “Pactar no es traicionar”, ha recalcado, y supondrá “una mejora evidente de la calidad democrática” del país y un refuerzo de las instituciones en un momento como el actual. Sobre la desescalada, Puig ha defendido que tiene que haber unas “bases comunes” porque la unidad de acción ha sido positiva, y “una ejecución profundamente descentralizada”.

El presidente castellanomanchego, el socialista Emiliano García-Page ha coincidido en que “se baje a la particularidad” de cada territorio pero con la coordinación del Gobierno y con mucho diálogo entre las propias comunidades autónomas. “Es evidente, por poner un ejemplo, que las decisiones sobre este asunto que tome, por ejemplo, Madrid, afectan mucho a mi región y viceversa”, ha señalado el presidente de Castilla-La Mancha.

Guillermo Fernández Vara ha resaltado el “importantísimo papel” que la atención primaria va a tener en la fase de desescalada en el diagnóstico y control de la situación. Respecto a las medidas para aliviar el desconfinamiento, el presidente de Extremadura ha planteado la posibilidad de ampliar esa medida hasta los 14 años, la denominada “edad pediátrica”.

A diferencia de las otras conferencias, en esta ocasión el ambiente ha sido más distendido. Los presidentes autonómicos han felicitado al inicio de sus intervenciones a a Fernández Vara por el reciente nacimiento de una nieta. Incluso Sánchez se ha permitido bromear tras los nuevos problemas de audio en la conexión de Ayuso. El presidente le ha invitado a participar en la próxima conferencia de presidentes en La Moncloa.

Información sobre el coronavirus

– Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

 Así evoluciona la curva del coronavirus en España y en cada autonomía

– Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

 Guía de actuación ante la enfermedad

– En caso de tener síntomas, estos son los teléfonos que se han habilitado en cada comunidad

– Pinche aquí para suscribirse a la newsletter diaria sobre la pandemia